L.A. Care le otorga $500,000 al MLKCH

para ayudar a pacientes con síntomas persistentes de COVID-19 en la clínica de cuidados luego del alta

L.A. Care Health Plan, el plan operado públicamente más grande del país, otortgó $500,000 a MLK Community Healthcare (MLKCH) para aumentar la capacidad y las posibilidades de la clínica de cuidados luego del alta del MLKCH que trata a los residentes del sur de Los Ángeles que luchan contra los efectos secundarios a largo plazo de COVID-19. Se trata de una inversión oportuna dado el nuevo aumento de la variante Delta. La clínica de cuidados luego del alta ampliada agregará la rehabilitación pulmonar, un servicio muy necesario para los sobrevivientes de COVID-19 que anteriormente no estaba disponible en el área del sur de Los Ángeles. La clínica también ofrecerá una amplia variedad de serivicios multidisciplinarios para atender al amplio espectro de necesidades de recuperación de un paciente.

“L.A. Care está decidido a ayudar a abordar las disparidades raciales que se pusieron de manifiesto durante la pandemia de COVID-19, y eso significa ayudar a aumentar la atención para aquellas personas en las comunidades más afectadas, comunidades a las que L.A. Care sirve", comentó John Baackes, Director General de L.A. Care. "Incluso en el medio de una pandemia que trajo más desafíos que nunca, MLKCH fue capaz de poner en marcha la clínica multidisciplinaria posterior a COVID-19 y estamos orgullosos de ayudar a expandir sus servicios".

L.A. ayuda de financiación de L.A. Care se utilizará para aumentar el número de pacientes con síntomas persistentes de COVID-19 y que han pasado por la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) a 900 pacientes atendidos durante el primer año de la ayuda, lo que aumentará la cantidad de pacientes atendidos en un 556 %.

"En un momento durante la pandemia, MLK Community Hospital tuvo más pacientes que los hospitales que cuadruplican su tamaño. El ochenta y dos por ciento de nuestras hospitalizaciones tenían comorbilidades, como diabetes o enfermedad cardiovascular, lo que aumentaba su riesgo de padecer efectos a largo plazo por COVID-19 una vez que dejaban la UCI", comentó la Dra. Elaine Batchlor, Directora General del MLKCH. "Sabíamos que necesitábamos un equipo multidisciplinario para tratar a estos pacientes luego del alta para garantizar un resultado de salud positivo".

Además de los servicios de rehabilitación pulmonar, la clínica de cuidados luego del alta expandirá los servicios de enfermería, administración de casos, trabajo social, salud mental y medicina de atención crítica.

Elaine Stevens, una paciente con COVID-19 del MLKCH que había sido una mujer activa de 74 años, desarrolló síndrome de dificultad respiratoria aguda. Al momento en que salió del hospital, no podía caminar y había perdido 20 lb.

"Algunos días me daba por vencida. No podía ni siquiera dar uno o dos pasos sin quedarme sin aire y temía que algo me pasara. No quería que me dejaran. No quería quedarme sola hasta que pudiera volver a respirar", contó Stevens. "El amor que me mostraron las enfermeras me ayudó a lograrlo. Eran la única familia que tenía".

Esas enfermeras visitaron a Elaine Stevens durante su tratamiento en la clínica de cuidados luego del alta y están emocionadas por ver que ya no está en una silla de ruedas, y que cada día está más fuerte.

Esta ayuda, que fue otorgada a través del Fondo Comunitario de Inversión en Salud del plan de salud, es el compromiso más reciente de L.A. Care con la comunidad del sur de Los Ángeles. La asociación histórica entre L.A. Care y MLK Community Healthcare incluye un premio de $500,000 en 2017 para ayudar a iniciar la clínica de atención avanzada que se convirtió en la clínica multidisciplinaria Rosecrans clinic, fundamental para abordar COVID-19. Además, L.A. Care también ha otorgado ayudas para contratar a médicos muy necesarios y ayudar a varios de ellos a cancelar sus préstamos médicos a través de Elevating the Safety Net, una iniciativa a 5 años por $155 millones para aumentar el número de proveedores altamente calificados que sirven en la red de protección del Condado de Los Ángeles.

Esta ayuda está alineada con el compromiso de L.A. Care de promover la equidad en salud para sus miembros y sus comunidades.

Acerca de L.A. Care Health Plan

L.A Care brinda servicios a más de 2.4 millones de miembros en el Condado de Los Ángeles, lo que lo convierte en el plan de salud operado públicamente más grande del país. L.A. Care ofrece cuatro planes de cobertura de salud, incluidos Medi-Cal, L.A. Care Covered™, L.A. Care Cal MediConnect Plan y PASC-SEIU Homecare Workers Health Care Plan, todos dedicados ser responsables para con sus afiliados y a responder a sus necesidades. La misión de L.A. Care, como entidad pública, es brindar acceso a atención médica de calidad a las comunidades de bajos ingresos del Condado de Los Ángeles y ayudar a la red de protección requerida para lograr ese propósito. L.A. Care prioriza la calidad, el acceso y la inclusión, lo que aumenta la atención médica para todo el Condado de Los Ángeles. Para obtener más información, síganos en Twitter, Facebook, LinkedIn e Instagram.

Acerca de MLK Community Healthcare

MLK Community Healthcare es un sistema de atención médica que sirve a la comunidad carente de servicios médicos del sur de Los Ángeles. MLKCH ofrece atención de emergencia y de hospitalización a través de su hospital, y atención primaria y especializada a través de MLK Community Medical Group, que cuenta con consultorios médicos en tres ubicaciones en todo el sur de Los Ángeles. MLKCH también ofrece difusión y educación de salud comunitaria a fin de mejorar la salud de nuestra comunidad. Desde su inauguración en 2015, el hospital ha recibido galardones y ha aparecido en titulares por sus abordajes innovadores en cuanto a la calidad, la seguridad y la satisfacción del paciente.

Contacto con los medios

L.A. Care Health Plan
Penny Griego
310-613-8309
pgriego@lacare.org

MLKCH
Roxanne Romero-Agredano
310-874-6636
rragredano@mlkch.org

Categorías